Arcos de Jalón

El castillo

  Los principales restos son del siglo XIV. En la Edad Media, Arcos constituyó una frontera fortificada que guardaba el acceso a la meseta por el valle del río Jalón.

 

 

 

El castillo perteneció a los Albornoz. La villa de Arcos fue sitiada en el siglo XIV, por Pedro I 'el Cruel' debido a las luchas que mantenía contra Fernán Gómez de Albornoz, quien era partidario de Enrique Trástamara.

De los Albornoz, el castillo pasó a Juan Duque, que muere en Aljubarrota. Por las segundas nupcias de su viuda pasó a la familia Manrique. La familia Manrique lo vendió al duque de Medinaceli.

Del castillo nos queda como resto más visible una torre del homenaje cuadrada, de 13 m. de lado con muros de 2 m., la constucción es de manpostería con refuerzos de sillares en las esquinas. Dentro podemos ver un arco diafragma y por fuera se puede ver un esgrafiado con decoración heráldica de los Albornoz.

 

 

 

Desde él, tienes unas bonitas vistas de todo el pueblo
  
Puedes ver la plaza de toros, la iglesia, la torre de la telefónica...